Izquierda Unida considera positivo que sus acuerdos hacia la municipalización y la máxima transparencia hayan sido aprobados, pero alerta de que el pacto entre el primer edil y la derecha deja su cumplimiento en el aire.

Esta mañana, la Empresa Municipal de la Vivienda ha celebrado una Junta General Extraordinaria a petición de IU Rivas, y en la que ha quedado de manifiesto el acuerdo tácito entre el Partido Popular y una minoría del Grupo Municipal de IU encabezada por el alcalde José Masa que, situándose al margen de las decisiones de Izquierda Unida, ha votado una propuesta de composición del Consejo de Administración junto al principal partido de la oposición, como ya ocurriera (según fuentes del propio PP en declaraciones a los medios) en la Comisión de Investigación sobre el informe de la Cámara de Cuentas. IU exige al primer edil que rectifique inmediatamente y abandone la deriva autoritaria que, de espaldas a su equipo y su organización, ha tomado.

En el último Pleno municipal del pasado mes de noviembre, el Grupo Municipal de IU-LV anunció que había solicitado, tras la publicación del dictamen definitivo de la Cámara de Cuentas que revela posibles graves irregularidades en la gestión de la Empresa Municipal de la Vivienda, una reunión de su Junta General para renovar su órgano de gobierno en base a la necesaria revisión del modelo de gestión de la misma, el refuerzo del control público y la máxima transparencia. IU celebra que parte de estas premisas, en lo que se refiere a pasos hacia la municipalización de la gestión de la EMV y clarificación de las mermas patrimoniales que señala el organismo autonómico de fiscalización, hayan sido acordadas en la Junta, pero denuncia que su cumplimiento efectivo “queda en el aire” por el pacto entre el Alcalde y el Partido Popular, con el voto afirmativo del Grupo Municipal Socialista.

El Alcalde ya votó junto al Partido Popular en la Comisión de Investigación en marcha contra la propuesta de Izquierda Unida de iniciar los trabajos de examen y clarificación  de las deficiencias de gestión por el ámbito de la EMV, teniendo en cuenta que es ahí donde la Cámara de Cuentas centra el posible agujero contable de más de 20 millones de euros. IU observa con preocupación cómo detrás del voto también coincidente hoy se puede esconder un “pacto oculto para la gobernabilidad del municipio falseando la confianza de la ciudadanía en IU e impidiendo el cumplimiento de nuestro programa electoral así como el objetivo de opacidad cero respecto a la EMV”.

La propuesta conjunta de IU, PSOE y CDR contemplaba la representación de todos los grupos en el Consejo de Administración y el refuerzo de la presencia de funcionarios públicos independientes y del máximo consenso (incluida la Intervención municipal).

IU considera positivo que el debate sobre la máxima transparencia y la municipalización de la gestión de la EMV esté ya en un punto de no retorno, de lo que la salida del Consejo de Administración de Fausto Fernández como presidente y José Ramón Martínez como consejero delegado es un paso importante, y seguirá defendiendo los intereses generales de la ciudadanía y trabajando por el compromiso adquirido con ésta.

Igualmente, la fuerza mayoritaria municipal exige al Alcalde que rectifique las decisiones tomadas de espaldas a su organización y su Grupo Municipal apoyándose en el PP, e insta a las organizaciones regional y federal de IU a desautorizar y colaborar en revertir esta deriva de ruptura emprendida por una minoría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.